fbpx

OBJETIVO MARATÓN VALENCIA

OBJETIVO MARATÓN VALENCIA

OBJETIVO MARATÓN VALENCIA 500 334 Eva Diez

A pocas horas de uno de los mayores acontecimientos en la ciudad de Valencia, donde 25.000 personas de más de 100 países van a correr 42.195 metros, nos podemos hacer una pregunta.

Quién quiere algo… ¿puede conseguirlo?

Tanto en este caso como en otros objetivos que nos marcamos, se necesitan una serie de cosas.

Tener un OBJETIVO

Lo primero es querer hacerlo y que la motivación sea interna. Es decir, es un reto personal, no podemos hacerlo por obligación, porque lo hagan los demás, o por demostrar nada a nadie.

Tanto si es una carrera como cualquier otro proyecto, nos aseguramos que las decisiones que tomemos son para acercarnos a nuestros objetivos.

MEDIBLE

Lo que no se mide, no se puede mejorar. En todos los sentidos. Si no se mide, no existe. ¿Cómo sabes cuántos kilómetros has corrido hoy? ¿Cuánto has tardado? Si estás opositando… ¿cuantos temas has estudiado y durante cuánto tiempo?  Si tu empresa es nueva, ¿qué beneficio has tenido este mes?  ¿Cuánto quieres tener el mes que viene?

ALCANZABLE

Con sentido común.  Si no he corrido nunca, ¿la semana que viene puedo hacer 42 km? Claramente, NO.

REALISTA

Fijar unas marcas razonables para nuestra capacidad. Los objetivos realistas van de la mano con los alcanzables. Si no he corrido nunca, ¿En un mes puedo proponerme salidas de 5 km? Probablemente sí. Debemos conocernos a nosotros mismos para saber si tenemos alguna dificultad para este objetivo en concreto, como por ejemplo sobrepeso, problemas respiratorios, lesiones en articulaciones, etc.

Además ponernos en manos de profesionales de la salud en este caso, para no correr riesgos innecesarios.

FIJOS EN EL TIEMPO y CUMPLIR PLANIFICACIÓN

No es lo mismo cumplir un objetivo concreto que cambiar de hábitos.

Cuando es concreto, queremos conseguirlo una vez. Cuando cambiamos el hábito, el éxito se repite una y otra vez.

Si cada 3 días salimos a correr, y cada vez las distancias son más largas, nos daremos cuenta que lo que antes era un objetivo, ahora es una rutina. No nos haría falta hacer nada extraordinario para hacer 15 o 21 km. Si por el contrario no tenemos esa rutina, necesitamos un día clave para señalar en el calendario y crear el plan de acción concreto.

No es lo mismo estar a dieta, que al comer tener hábitos saludables todo el año.

Volviendo al “objetivo maratón Valencia” y llevándolo a otros terrenos…  Quien quiere algo, ¿puede conseguirlo? 

Hace falta constancia, disciplina, hábitos en la alimentación, disponer de tiempo para llevarlo a cabo, apoyo social y familiar, ya que hay que sacrificar parte del tiempo que le dedicas, cuidar lesiones, profesionales de la salud que te guíen, estar preparado psicológicamente y mucha motivación.

Los que corren no necesitan suerte.

Eva Diez